COMUNIDAD VIAJERA






mask slider

Pirámide de Micerinos, el final de la época de las grandes pirámides | Vagamundos Blog

Publicado el 22/02/2020 en

La Pirámide de Micerinos tiene 63 m de altura en la actualidad, pero en su construcción tenía 65 m. Su base es de 105 metros cuadrados y su inclinación es de 51.20 °, bastante cerca de una pirámide perfecta.

Descansa en un terreno sin forma, como en la pirámide de Khafra. Es decir, contrariamente a la de Khufu, para el cual el terreno había sido nivelado antes de construir la pirámide, las pirámides de sus dos predecesores se construyeron sobre protuberancias existentes, para ganar en número de bloques para tallar. Pero esto implica que debe tallar el suelo para acomodar las primeras capas, para asegurarse de que estén perfectamente planas, un trabajo complejo pero necesario.

El macizo fue construido en bloques de piedra caliza extraídos de la meseta de Giza, para evitar el transporte. Cortados al tamaño correcto, fueron traídos y colocados en capas horizontales cuya planitud era cercana a la perfección. Los bloques más grandes estaban en la parte inferior de la pirámide, y cuanto más alto ibas, más cerca estaban.

Los egipcios de la época no se preguntaban acerca de la precisión de los bloques internos. El equipo era grueso, con amplios espacios. Los bloques más cercanos a los bordes se terminaron con un poco más de cuidado, y los intersticios eran más delgados.

El recubrimiento

Toda la pirámide estaba cubierta con una capa de piedra caliza fina y blanca de gran precisión en el acabado, excepto en la parte inferior, en los 20 metros inferiores, es decir, las primeras 16 filas, que eran de granito rosa.

Piedra caliza blanca de las canteras subterráneas de Tourah, un área actualmente incluida en la conurbación de El Cairo, al este de la ciudad. Estas canteras dieron una piedra blanca de gran perfección, con un grano muy fino. La piedra se cortó fácilmente y le dio a la pirámide una blancura impresionante. Pero las primeras filas eran de granito rosa, que provenía de las lejanas canteras de Asuán, en el sur del país. Más difíciles de cortar, estas piedras aseguraban la resistencia del revestimiento y le daban una apariencia agradable.

Debes saber que esta pirámide nunca ha sido terminada, hay varios lugares en el complejo funerario, lo que lo demuestra. Uno de ellos está en el revestimiento de granito, ya que las piedras se colocaron y se cortaron exactamente en el lugar. Ahora, en las piedras graníticas, hay una línea vertical desde la cual las piedras aún no están terminadas. También da una idea clara de cómo trabajaban los antiguos egipcios, ya que vemos que las piedras se terminaron en el lugar, después de sus poses.

La muesca de la cara norte

La cara norte de la pirámide de Micerinos tiene una muesca vertical muy grande, en el centro de la cara. Este es un avance hecho en la era árabe por el sultán mameluco Osman Bey, que vivió en el siglo XII. Estaba tratando de encontrar la entrada a la pirámide basándose en el conocimiento adquirido en las otras dos pirámides de Giza. Desafortunadamente, no solo no lo encontró, sino que no encontró ninguna galería. Entonces, en el siglo XIX, el explorador RW Vyse decidió continuar el avance y lo prolongó, esperando encontrarlo también, pero llegó a la meseta rocosa sin más éxito. El explorador Caviglia mismo explotó unas pocas cuadras para abrir una galería, pero eso tampoco ayudó.

Galerías internas

La entrada a la pirámide estuvo oculta durante mucho tiempo, solo fue descubierta en 1837 por el explorador Vyse. Tiene cuatro metros de altura, hacia el centro de la cara norte, cerca del gran avance del siglo XII que, además, pasó justo al lado. Se abre a un gran corredor que desciende 32 metros de largo y conduce a una habitación cuyas paredes están cubiertas con bloques de granito rosa. La decoración es cercana a la de las fachadas de palacio de la época. Justo después de la habitación hay 3 gradas de piedra que bloquean el paso. Detrás, el corredor continúa hasta una antesala de 14 m de largo por 3m 80 de ancho y 4 m 80 de alto.

Esta antecámara está a 6 m debajo de la pirámide, en el suelo de la meseta de Giza. Tiene un pozo rectangular, colocado en un nicho, en el que encontramos un sarcófago grabado con el nombre de Micerinos, el nombre egipcio de Micerinos. Sin embargo, es un sarcófago tardío, no es el momento de la construcción de la pirámide.

Sobre el acceso a esta antecámara se abre otra galería de solo 6 m de largo, horizontal y abruptamente diagonal. Pero ella es detenida de inmediato por un gran bloque de mampostería.

La antecámara también tiene una rampa decorada con granito que conduce a otro corredor horizontal (que va al frente) o baja las escaleras (que va hacia la izquierda). Enfrente, vamos a la cámara funeraria.

La cámara funeraria está cubierta con bloques de granito. Mide 6m 60 por 2m 60 para 3m 40 de altura y tiene un techo de doble pendiente que se bajó y redondeó para creer en una bóveda. El sarcófago de Micerinos era de basalto, estaba colocado en el centro de la habitación y estaba decorado con motivos en el frente del palacio. En 1838 se decidió extraerlo de la pirámide para exhibirlo en el Reino Unido. Hoy en día, probablemente hubiera sido posible contemplarlo en el Museo Británico, si el barco que proporcionaba el transporte no se hubiera hundido en el golfo de Cartagena... Todavía está allí.

Si tomamos las escaleras, en la rampa, terminamos bajando 6 escalones para llegar a una habitación más pequeña que incluye 6 cuartos de almacenamiento pequeños. Se cree que cuatro de ellos, los de abajo, podrían recibir los tarros de dosel que contenían las vísceras del faraón. Los otros dos podrían haber sido utilizados para almacenar sus coronas.

Recinto fortificado

Al igual que las otras pirámides en la meseta de Giza, la meseta de Mykérinos tiene un muro alto que protege la pirámide. Este muro fue interrumpido por el templo, el único punto de paso al borde de la tumba. Y como el único pasaje en el templo alto era el pavimento y el templo bajo, era necesario atravesar la plataforma del templo inferior para llegar a los pies de la pirámide.

Desafortunadamente, no tenemos información precisa sobre cómo se construyó este muro o cómo fue.

El templo alto

El templo superior de Micerinos tiene una peculiaridad, no es monobloque como los otros. Parece ser, pero tiene una capilla adicional que lo conecta a la pirámide, por lo que no puede dar la vuelta.

El plan de este templo es relativamente simple, en comparación con los planes de otros templos altos. Aquí, todo gira en torno a un patio interior rectangular accesible desde el punto de llegada de la carretera. La corte poseía, como el templo de Khufu, dos huecos, cada vez más estrechos, a ambos lados de la corte. El primer receso fue apoyado por cuatro pilares, el segundo por dos. Había un corredor en el lado norte, que servía en la parte trasera del templo que constaba de varias salas para almacenar los objetos de culto al faraón fallecido durante los años posteriores a su muerte en dos tiendas. También había una capilla para realizar estos ritos, daba a un pequeño patio abierto. La capilla contenía una estela funeraria utilizada para el culto, así como una magnífica estatua de alabastro de Micerinos. Durante el reinado de Shepseskaf, el sucesor de Mykérinos,

Como de costumbre, el templo fue construido con piedra caliza extraída de las canteras cercanas de Giza. Las paredes estaban cubiertas de granito, por su belleza y solidez. Pero la parte añadida más tarde estaba hecha de piedras de Tourah, esta piedra caliza fina para terminar, y adobe, una mezcla de tierra y plantas.

Pavimento

El camino de acceso tiene 608 m de largo, era una piedra pavimentada. A la temprana muerte de Micerinos no había terminado. Fue su hijo quien agregó paredes de piedra caliza de 2 m de altura, pero no está claro si había un techo. Este es probablemente el caso porque los otros caminos tenían uno, pero quizás no hubo tiempo suficiente para hacer este trabajo después de la muerte de Faraón.

Este pavimento tiene otra peculiaridad, no conecta los dos templos entre sí. Si llega al templo alto, se contenta con eludir el templo bajo en su fachada oeste para terminar un poco más abajo. Es una curiosidad

El templo bajo

El templo inferior del complejo funerario de Mykérinos es al mismo tiempo diferente de los otros dos templos bajos, pero también está muy cerca.

Es similar porque el plan está muy cerca de la tumba de khafra, así como en las dimensiones, pero está lejos de serlo porque tuvo que hacerse después de la muerte de Faraón, y por lo tanto relativamente rápido.

La muerte de Micerinos ocurrió mientras el templo bajo aún no estaba terminado. Así que fue su hijo Chepseskaf quien lo terminó, usando ladrillo en bruto y tierra apisonada para terminarlo, solo para ir más rápido. Pero estos materiales no están adaptados para cruzar los siglos, por lo que hoy en día solo quedan los cimientos y parte del sótano, hechos de piedra mientras el faraón aún estaba vivo. Pero estos cimientos siguieron el viejo plan, que proporcionaba, en cuanto al templo bajo de Khafra, un edificio con entradas dobles. En la parte delantera del templo construyó un pequeño edificio anexo que se abre en dos corredores norte y sur que sirven para almacenar las ofrendas. El templo, que nunca vio construir su patio de doble porche, prefería un patio cuadrado simple que fuera rápido. Este patio tenía, a lo largo de las paredes, nichos destinados a recibir pequeñas estatuas. La parte trasera del templo está ligeramente elevada, es un conjunto de corredores que sirven a las salas de almacenamiento de materiales de culto y ofrendas. Estas habitaciones tienen acceso a la carretera a través de una puerta en el lado sur.

Fue en estas habitaciones donde se encontraron los cinco grandes grupos de estatuas de Mykerinus en compañía de la diosa Hathor y una representación de un nombre. Se llaman triadas. Los nombres representados son:

  • Nombre de Tebas

  • Nombre de Hermopolis Magna

  • Nombre de Cynopolis

  • Nombre de Abydos

Lo último es desconocido porque la estatua es fragmentaria. Recordemos que un nombre era una región administrada por el faraón. También se encuentra en el templo inferior una representación de Micerinos y su esposa Khmerernebty, así como varias otras estatuas pequeñas, a menudo severamente dañadas.

Las pirámides anexas

La tumba de Micerinos tiene tres pirámides anexas a lo largo de su cara sur. Están codificados G3a, G3b y G3c (G para Giza, 3 para la tercera pirámide, la letra que identifica la Pirámide de Este a Oeste). La primera es una pirámide de cara lisa, mientras que las otras dos están en grados. Los tres tienen un pequeño templo en su lado oriental hacia el este.

La primera pirámide del anexo mide 28 m de altura para una base cuadrada de 44 m. Era una pirámide de cara lisa con una capa de piedra caliza que Tourah ya no existe. Su entrada está en la cara norte, permite descubrir una galería cuesta abajo, luego ir horizontalmente a una cámara funeraria donde se ha encontrado un gran sarcófago de granito. Esta pirámide fue acompañada por un pequeño complejo funerario que consta de un patio y un templo orientado al este y que contiene varios cuartos de almacenamiento. Parece que esta pirámide es una reproducción a pequeña escala de la tumba del faraón. Como alberga un sarcófago y hay un templo, imaginamos que es una tumba.

Las pirámides segunda y tercera son similares. Estas son pirámides de cuatro grados, más bajas que la primera, y cada una con un templo pequeño y estrecho orientado hacia el norte. Sus entradas están en la cara norte y conduce a una galería que desciende directamente a una cámara funeraria. La segunda pirámide ofrecía un sarcófago de granito no identificable, pero que contenía el esqueleto de una mujer joven. Si no tenemos idea de la identidad de esta persona, una mención en la cámara funeraria nos dice que esta pirámide fue planeada desde el diseño del complejo, no es una adición.

Degradaciones

Por supuesto, es el clima el que más ha deteriorado el complejo funerario de Mykérinos. Poco a poco, las piedras se degradaron, las partes de madera se convirtieron en polvo y todos los edificios finalmente cayeron en ruinas. Pero la acción humana no debe ser subestimada, que es en última instancia la mayor fuerza destructiva de los restos de Giza.

De hecho, si las piedras de Tourah, tan blancas, desaparecieron del frente de la pirámide de Micerinos, es sobre todo porque se usaron los canteros de la Antigüedad, entonces de la Edad Media. De hecho, ¿por qué molestarse en cortar la roca cuando hay toneladas de piedras innecesarias disponibles a voluntad, algunas ya perfectamente cortadas y desgastadas?

Poco a poco, las piedras del revestimiento se reutilizaron, y en paralelo también fue el caso de las piedras de los templos, las losas de granito, etc. Por lo tanto, el sitio se degrada esencialmente en este momento.

Más específicamente, el ser humano ha destruido parcialmente el complejo funerario de Mykerinus de varias maneras:

  • En el siglo XII, el sultán Osman Bey destripó la pirámide de Micerinos para encontrar la entrada, sin éxito.

  • En el siglo XIX, el explorador Vyse prolongó el avance más profundamente, pero aún sin éxito.

  • También en el siglo XIX, el explorador Caviglia voló parte de la cara norte pero aún no encontró galerías.

  • Los científicos de Bonaparte desmantelaron parcialmente el 3er anexo de la pirámide para estudiarlo (Afortunadamente no tuvieron tiempo de terminar)

 

COMÉNTANOS

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Page 1 Created with Sketch.
Page 1 Created with Sketch.
Page 1 Created with Sketch.
Page 1 Created with Sketch.
Ningun comentario disponible